Julio Anguita: El PCE y la izquierda española. Propuestas de trabajo para la refundación de Izquierda Unida

El Comité Ejecutivo del PCE aprueba el 13 de septiembre el documento elaborado por Julio Anguita
Anguita hace un llamamiento a todo el conjunto de IU para que trabaje para la refundación de la organización. Izquierda Unida se reorganiza para hacer frente a la creciente degradación de las condiciones de vida de los asalariados: “En esta hora conceptos como previsión, intervención pública en la economía, primacía de la seguridad en el puesto de trabajo, fiscalidad progresiva, austeridad, salario indirecto y diferido, etc son susceptibles de tener un eco y una aceptación amplia. Y es a la luz de esa convocatoria cuando la refundación de IU tiene sentido. Hoy por hoy la salida de la crisis en la que estamos no es posible si no se aborda desde una operación política que la relance hacia la refundación”.

Documento de trabajo presentado por Julio Anguita. Córdoba 6 de Septiembre del 2008.

A poco más de dos meses de la Conferencia del PCE la coyuntura económica, social. política, ideológica tanto nacional como internacional no es que se agrave sino que se precipita en una espiral de progresión geométrica. La crisis económica, producto del capitalismo globalizado junto con las propuestas de raíz neoliberal para salir de ella no son sino la constatación de que ni siquiera recetando más de los mismo se atisba ninguna salida; la crisis, la descompensación de las constantes del sistema evidencian el fin de una civilización sin que nadie se atreva a lanzar con toda claridad una línea general de actuación entroncada en unos valores, unas propuestas, un programa y un llamamiento para asumir la tarea colectiva de construir una alternativa.
El silencio de los sindicatos no es otra cosa que la expresión de su anomia que sostenida por las dádivas y subvenciones públicas ni siquiera provoca debate, discusión, cuestionamiento o incluso reafirmación; su programa es el silencio connivente. Y cuando algo se agita en ellos lo es por cuestiones de poder y siempre en vísperas congresuales. La izquierda no existe como organización, línea política explicitada, funcionamiento, programa o presencia alternativa más allá de los foros minoritarios o de sectores de las organizaciones. Por donde miremos no hay otra cosa que desolación,
Desde personas, colectivos alternativos y círculos muy minoritarios comienzan a plantearse tímidos pasos para hablar de la creación de una estructura organizativa de carácter internacional ligada a los valores y proyectos programáticos de la izquierda revolucionaria. La conciencia de que una fase del movimiento obrero revolucionario ha terminado está cada vez más extendida.
Desde la conciencia de esta situación general y global pero fundamentalmente desde la evidencia de lo que está pasando en España, la creciente degradación de las condiciones de vida de los asalariados y de los que ya no lo son o todavía siguen serlo, es nuestro deber reflexionar y aceptar el reto que nos lanzan tres preguntas: ¿Qué queremos hacer? ¿Qué vamos a hacer? ¿Cuándo lo vamos a hacer?
Cuando se celebró la Conferencia del Partido estas cuestiones estaban presentes pero en el breve lapso de dos meses se han ido agudizando y ya se nos dice desde el propio Gobierno que esto seguirá empeorando. Y no es que las previsiones gubernamentales tengan ningún viso autoridad en el sentido de decisión o contrapropuesta es que el problema es tan evidente y profundo que nadie se atreve a seguir aventurando quimeras o mensajes edulcorados. Recordemos por otra parte que con la celebración de la Conferencia no se acabó una fase sino que, muy al contrario, nos obligábamos a empezar el debae, la difusión y la organización consecuente con todo ello.
Ante esta situación me aventuro a hacer una serie de consideraciones y propuestas:
1. La historia del PCE nos enseña que siempre hemos crecido e incidido en la realidad social y política cuando hemos asumido la tarea de enfrentarnos a una situación límite con un discurso, una propuesta y una predisposición a organizar lo nuevo desde la base de una convocatoria a un gran espectro social.
2. La mayoría de la sociedad española con todas sus contradicciones, alienaciones consumistas, problemas de toda índole y ante un panorama más que incierto necesita esa convocatoria basada en un eje de valores simples, claros, mayoritarios y defendidos con decisión. En esta hora conceptos como previsión, intervención pública en la economía, primacía de la seguridad en el puesto de trabajo, fiscalidad progresiva, austeridad, salario indirecto y diferido, etc son susceptibles de tener un eco y una aceptación amplia.
3. Y es a la luz de esa convocatoria cuando la refundación de IU tiene sentido. Recordemos la creación de IU al aire de Referéndum sobre la OTAN. Quiero decir que hoy por hoy la salida de la crisis en la que estamos no es posible si no se aborda desde una operación política que la relance hacia la refundación; es un proceso en el que la salida política a la actual situación es consecuencia del impulso hacia una respuesta colectiva y organizada.
4. Militantes del PCE, de IU, sindicalistas, intelectuales, ex militantes y nuevas aportaciones personales son los mimbres con los que construir la propuesta. Desde ahí el llamamiento al todo el conjunto de IU para que se apreste a desarrollar los contenidos que aprobamos en la Conferencia tendrá credibilidad y sentido.
5. Se puede hacer una propuesta –eje que creando la alianza fortalezca nuestra visión de IU. La Refundación no es otra cosa que reestructuración para conseguir una respuesta social y política alternativa.
6. Creo que desde ahora mismo el PCE debe:

1º) Redactar un Manifiesto- Llamamiento breve, conciso y con unos ejes programáticos que pongan especial énfasis en los valores que articulan una propuesta alternativa para la crisis.
2º) Poner en marcha una campaña interno-externa de debate en torno a ello incluyendo el documento aprobado en la Conferencia.
3º) Ello implica convocar a las bases de los distintos sectores de IU para que debatan las propuestas y se comprometan a construir la IU que el proyecto necesita.
4º) Esta tarea es preferente a cualquier otra que priorice el acuerdo entre cúpulas sin haber desarrollado antes en todo el PCE y en IU nuestras tesis aprobadas en la Conferencia.
5º) Ya que la Fiesta no ha tenido lugar deberíamos plantearnos un esfuerzo para concentrar en Madrid durante un día dos a la mayor cantidad de activos del PCE y cercanos para impulsar, preparar y organizar discursos, ejes, actuaciones y convocatorias a los sectores sociales y políticos más interesados en plantear un frente alternativo a la crisis.

N.B. Para mayor acercamiento a lo que pretendo decir aconsejo tener presente el artículo que he escrito en Mundo Obrero titulado Glosas impertinentes: http://www.pce.es/mundoobrero/mopl.php?id=988

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: